hlp_grupo_1Ofrecemos realizar mediaciones entre la pareja u otros miembros de la familia, así como en comunidades de vecinos u otras circunstancias, en las que las personas están inmersas en un conflicto y no consiguen solucionarlo por si mismas.

La mediación familiar se puede aplicar en rupturas de matrimonio, crisis de comunicación, discrepancias, disputas económicas, dificultades educativas con adolescentes etc. Su objetivo sería restablecer y mejorar la comunicación y la relación de las personas en conflicto, hallando una solución que satisfaga a todos.

Al igual que entre miembros de una familia, la mediación también es muy adecuada en comunidades de vecinos, y en todos aquellos casos en los que tras el conflicto, la relación personal tiene que continuar.

Al dar prioridad a una buena relación, la mediación es la forma de resolución de conflictos más adecuada en estos casos.

Más información aquí.