Hoy en día confundimos educar con dar todo hecho, y esto puede originar un problema en el futuro

Aprender a educar

Aprender a educar

Estamos tan preocupados en satisfacer todas las necesidades de nuestros hijos, que olvidamos la necesidad más importante que tienen. La de aprender a ser autónomos, a poder decidir, a gestionar sus emociones y ser capaces de aprender, equivocándose en muchos casos, pero aprender.

Por otro lado, encontramos a padres que un día se dan cuenta de esto, y deciden, de la noche a la mañana, que su hijo ha de ser autónomo y solucionar solo sus problemas.

Pues bien, esto no es mala idea, aunque antes hay que ayudarle y encauzarle. hay que darle herramientas para que sea capaz de tomar las decisiones de la forma adecuada. Y esto es lo que vamos a hacer hoy, tratar de daros esas herramientas para educar correctamente a nuestros hijos.

Al hilo de este tema, nos ha encantado una iniciativa del Colegio San Pablo CEU Montepríncipe, que ha establecido unos encuentros para abordar cómo educar a nuestros hijos. La iniciativa se llama EDU TALKS y esperamos que continúe por mucho tiempo.

Qué habilidades tienen que desarrollar los niños y la importancia de perder el miedo a equivocarse fue lo tratado en esta primera jornada, donde se buscó una nueva forma de educar. Podéis consultar un vídeo donde se resume el contenido de esta jornada aquí.

Volviendo al tema que nos ocupa, pautas para educar a nuestros hijos, os proponemos aquí las cuatro que nosotros consideramos fundamentales:

1- Enséñale a respetar lo diferente. No todos somos iguales, y hay que respetar a todo el mundo y no intentar cambiarles. Por otro lado es importante que no den por hecho las cosas. No siempre el lobo es malo…

2- Trabaja con él la empatía. Tiene que ponerse en el lugar del otro, fuérzale a ello porque lo que haces es educar su forma de reaccionar, y si lo practica habitualmente, conseguirá interiorizarlo y aplicarlo de forma natural.

3- La escucha es también muy importante. No podemos estar pensando lo que vamos a responder cuando nos hablan. Hay que educar a nuestros hijos en la escucha activa.

4-Otra herramienta imprescindible es la asertividad. Los niños tienen que ser capaces de decir lo que piensan y sienten. No podemos enseñarles a ocultar sentimientos o pensamientos. Todo se puede decir, lo importante es cómo decirlo, eso es lo que tenemos que enseñarles.

Estos son para nosotros los 4 pilares para educar correctamente a un niño (y a un adulto, si se nos permite). Trabajando estos 4 pilares conseguimos niños con herramientas suficientes para gestionar situaciones difíciles y conflictivas. Serán capaces de ser autónomos y no tendrán miedo a equivocarse, os lo garantizamos.

Se da la circunstancia de que estos pilares son precisamente las herramientas básicas de la mediación, lo que trabajamos constantemente en nuestros talleres, y lo que, como todos nuestros alumnos corroboran (tanto niños como adultos), te cambia la vida cuando comienzas a trabajarlo en tu día a día. Os invitamos a hacerlo también a todos vosotros, y a consultarnos cómo hacerlo de forma adecuada si queréis. Estaremos encantados de ayudaros.

Isabel Zarraluqui (25 de febrero de 2016) “¿Hacemos las paces?”