Hace unos días tuve el placer de asistir al último taller de Begoña Ibarrola. Con el respaldo de Gestionando Hijos.

Emociones y bienestar taller de Begoña IbarrolaEl taller de Begoña Ibarrola tuvo lugar en el British Council School y cubrió y superó todas mis expectativas.

Tal y como vemos en la imagen que comparto del taller, el 40% de la posibilidad de ser feliz depende del desarrollo de las estrategias emocionales y cognitivas que utilizamos.

La verdad es que la relación entre emociones y bienestar ya sabemos que es directa. Por lo que el hecho de que seamos capaces de controlar las emociones de forma correcta, hará que podamos ser más felices. Sin duda.

Esto no es algo que diga sólo Begoña Ibarrola. Son ya muchos los profesionales y los estudios que lo ratifican.

En concreto tuvimos el placer de asistir también hace poco al III encuentro de Eduemoción. Allí también se habló de este tema, tal y como os contamos en uno de nuestros últimos post. Se analizó la importancia de controlar de forma efectiva las emociones. 

Begoña Ibarrola, en su taller, nos dio 8 pautas claves para enseñar a los niños a conocer sus emociones. Y a gestionarlas adecuadamente.

Y la verdad es que no sólo sirven a niños. ¡También nos las podríamos aplicar los adultos!

Las 8 pautas de Begoña Ibarrola son:


1- Aprender a poner nombre a las emociones.

2- Enséñale a conocerse y quererse.

Tanto con lo bueno que tiene, como con lo malo.

3- Enséñale a tolerar la frustración.

Tiene que asumir que no todo depende de él. Tienen que afrontar lo que les venga de forma positiva. Aprender como aunque el esfuerzo no garantiza el éxito, sí garantiza la satisfacción personal.

4- Enséñale a regular sus emociones.

Begoña Ibarrola nos recuerda la importancia de expresar tus emociones y sentimientos de forma adecuada. Sin hacer daño ni a los demás ni a tí mismo.

5- Enséñale a entrar en calma.

Aprender técnicas de relajación para mejorar la salud, el aprendizaje y la conducta. Ya son muchos los colegios que incorporan el mindfullness y otras técnicas que trabajan esto.

Se ha demostrado que lo que da la felicidad es la calma, algo que está muy relacionado con la paciencia.

Begoña defendía que para entender o aprender algo, hace falta un período en el que no haya enseñanza. Así como para digerir bien alimentos, tiene que haber un período de no comer.

6- Enséñale a pensar en positivo.

No hay que quitarles los problemas, aunque sí conseguir que sean optimistas ante ellos. Que busquen soluciones a los problemas. No evitarlos ni escapar de ellos. Solucionarlos.

7- Enséñale a ser empático.

8- Enséñale a ser asertivo.


¡No puedo estar más de acuerdo con estas 8 pautas!

Si las trabajamos con nuestros hijos y/o alumnos, estoy segura de que conseguiremos mejorar mucho sus capacidades en un futuro.

De la misma forma ocurriría, tal y como decía al principio del post, si trabajas estas mismas pautas con tus empleados. En el caso de adultos, estoy segura de que mejorará mucho también el clima laboral en tu empresa y su efectividad en consecuencia.

Isabel Zarraluqui (19-04-2019). “Emociones y bienestar. Taller de Begoña Ibarrola“. Asociación ¿Hacemos las paces?.

.